Beneficios de dejar de fumar día a día

Fumar puede crear varios efectos negativos en su salud, como un mayor riesgo de desarrollar enfermedades graves como el cáncer y las enfermedades cardíacas. También puede llevar a una muerte más temprana.

Aunque estos riesgos son un buen incentivo para dejar de fumar, dejar de fumar puede ser difícil para algunas personas debido a los síntomas de abstinencia. Estos pueden incluir irritabilidad, dolores de cabeza y antojos intensos de nicotina.

Aunque dejar de fumar puede ser un desafío, los beneficios para su salud física y mental valen la pena.

¿Cuáles son los beneficios?

Ciclo de adicción roto

Dentro de un mes de haber dejado de fumar, los muchos receptores de nicotina en su cerebro volverán a la normalidad, rompiendo el ciclo de la adicción.

Mejor circulación

Su circulación sanguínea mejora dentro de las 2 a 12 semanas de haber dejado de fumar. Esto hace que la actividad física sea mucho más fácil y reduce el riesgo de sufrir un ataque cardíaco.

Mejora el sabor y el olfato

Fumar daña las terminaciones nerviosas de la nariz y la boca, lo que embota los sentidos del gusto y el olfato. A las 48 horas de haber dejado de fumar, las terminaciones nerviosas comienzan a crecer y el sentido del gusto y el olfato comienzan a mejorar.

Más energía

Junto con la mejora de la respiración y la actividad física, el aumento de oxígeno en su cuerpo también le dará más energía.

Un estímulo para su sistema inmunológico

Dejar de fumar mejora la circulación, aumenta los niveles de oxígeno y reduce la inflamación – todo lo cual le da un impulso a su sistema inmunológico, por lo que es más fácil combatir los resfriados y otras enfermedades.

Dientes y boca más limpios

Fumar amarillea los dientes, causa mal aliento y aumenta el riesgo de infecciones orales. Dentro de una semana después de dejar de fumar, usted comenzará a ver y sentir una diferencia en su boca.

Mejora la vida sexual

Fumar puede dañar su vida sexual. Aumenta el riesgo de disfunción eréctil en los hombres y contribuye a la disfunción sexual femenina al reducir la lubricación genital y la frecuencia del orgasmo.

Menor riesgo de cáncer

Puede tomar algunos años después de dejar de fumar, pero usted disminuirá su riesgo de cánceres, tales como:

  • Cáncer de pulmón.
  • Cáncer esofágico.
  • Cáncer de riñón.
  • Cáncer de vejiga.
  • Cáncer de páncreas.

Línea de tiempo tras dejar de fumar

  • 20 minutos después de dejar de fumar, su frecuencia cardíaca disminuye. Los cigarrillos elevan la presión arterial y aumentan la frecuencia cardíaca. Su frecuencia cardíaca comenzará a bajar a niveles normales a los 20 minutos de su último cigarrillo.
  • De 8 a 12 horas después de dejar de fumar, su nivel de monóxido de carbono en la sangre disminuye. El monóxido de carbono es el mismo humo peligroso que proviene de los gases de escape de los automóviles. Esto hace que su frecuencia cardíaca aumente y causa falta de aliento. En un lapso de 8 a 12 horas, el nivel de monóxido de carbono en la sangre disminuye y el oxígeno en la sangre aumenta.
  • 48 horas después de dejar de fumar, su capacidad de oler y saborear mejora. Las terminaciones nerviosas dañadas por el tabaquismo comienzan a volver a crecer, mejorando su sentido del olfato y del gusto.
  • De 2 semanas a 3 meses después de dejar de fumar, su riesgo de ataque cardíaco disminuye. La mejora de la circulación, la disminución de la presión arterial y de la frecuencia cardíaca, y la mejora de los niveles de oxígeno y de la función pulmonar reducen el riesgo de sufrir un ataque cardíaco.
  • De 1 a 9 meses después de dejar de fumar, usted sentirá menos falta de aliento y toserá menos. La tos, la falta de aliento y la congestión de los senos nasales disminuirán. Te sentirás más enérgico en general.
  • 1 año después de dejar de fumar, su riesgo de enfermedad cardíaca se reducirá a la mitad. Fumar aumenta significativamente su riesgo de enfermedad cardíaca.
  • 5 años después de dejar de fumar, su riesgo de apoplejía disminuye. Dependiendo de la cantidad y el tiempo que haya fumado y de su estado general de salud, su riesgo de sufrir un derrame cerebral será el mismo que el de alguien que nunca ha fumado dentro de los 5 a 15 años de haber dejado de hacerlo.
  • 10 años después de dejar de fumar, su riesgo de cáncer de pulmón disminuye al de alguien que nunca ha fumado. Su riesgo de morir de cáncer de pulmón será el de una persona que nunca ha fumado. Su riesgo de desarrollar otros tipos de cáncer disminuye significativamente.
  • 15 años después de dejar de fumar, el riesgo de sufrir una enfermedad cardíaca es el mismo que el de alguien que nunca ha fumado. Después de dejar de fumar, usted tendrá un colesterol más bajo, sangre más delgada (lo cual reduce su riesgo de coágulos sanguíneos), y una presión arterial más baja.

Busque un médico que le ayude a dejar de fumar

Un médico puede ayudarle a dejar de fumar. Hable con su médico si está listo para dejar de fumar, o busque un médico que le ayude a dejar de fumar. Un médico puede hablar con usted acerca de los medicamentos que pueden ayudarle a dejar de fumar o ponerlo en contacto con los recursos locales.

Add Comment